Design week méxico

El Design Week México es un evento de los más esperados en la ciudad de México, para trabajar la restauración de grandes casas, ya sean antiguas o modernas, siendo la tarea de despachos, estudios de diseño y de arquitectos intervenirlas por completo. Con frecuencia, los resultados son una mezcla ecléctica que reúne a las mejores tendencias de interiorismo y diseño.

Design Week México es uno de los eventos más importantes para todos los creativos, arquitectos y amantes del diseño, por gusto o profesión. Lo mejor de este sector en México se reúne en una semana repleta de actividades como talleres, conferencias y exposiciones. Así se forma una comunidad muy fuerte e importante para promover el interiorismo y el diseño mexicano en el mundo. Generalmente se invita a un estado y un país. Los de este año fueron Jalisco y Alemania.

En el evento, Habitania habló con Claudina Flores, fundadora y directora del estudio que lleva su mismo nombre. Su despacho está ubicado en Guadalajara y está dedicado a la transformación de espacios con materiales locales y mexicanos. En esta edición intervinieron el spa y el resultado fue encantador. Ésta fue la entrevista que le hicimos:

¿Qué estudiaste y cómo comenzó tu carrera profesional? ¿Cómo surge Estudio Claudina Flores?

Soy Diseñadora Industrial y tengo un Máster en Environments, Furniture and Textiles por la UNSW en Sydney, Australia. Este año estoy cursando un posgrado en Lighting Design por la Politécnica de Catalunya, Barcelona. Actualmente, mi especialidad es diseño de espacios.

El estudio nació a mediados del año 2012, de manera muy espontánea, casi sin querer. Después de estudiar y trabajar en el Sureste Asiático, regresé a México y un amigo me contactó con la intención de desarrollar ideas para un proyecto de diseño corporativo. Querían darle un giro a la imagen de una marca deportiva. Viajé a la Ciudad de México a presentar el proyecto y lo aceptaron, después lo construimos y fue así como inicia esta aventura. Al ver el resultado se generó una reacción en cadena y desde entonces no hemos dejado de tener proyectos, siempre han llegado uno detrás del otro. ¡Me considero afortunada por ello!

“Vivo en una búsqueda constante. Viajar es fuente de inspiración para mí, siempre en dibujo a mano alzada cada espacio porque me ayuda a entenderlo”.

¿Cuántos colaboradores hay en tu equipo y cuál es tu filosofía?

Actualmente somos siete: nuestro equipo está formado por dos arquitectos, dos diseñadores industriales, dos administrativos en ingeniería de procesos y yo como diseñadora y directora creativa. Mi filosofía es diseñar nuevas experiencias bajo una metodología de análisis e investigación hacia el cliente; me dedico a escucharlo y entenderlo. Me gusta involucrarme en cada parte del proceso.

Vivo en una búsqueda constante. Viajar es fuente de inspiración para mí, siempre en dibujo a mano alzada cada espacio porque me ayuda a entenderlo. Mi filosofía de diseño busca experimentar nuevas formas, colores, proporciones y materiales. Después todo se trabaja de manera digital para visualizar y resolver hasta el último detalle. Soy muy observadora, mi proceso creativo responde a la necesidad o intención de cada proyecto. Siempre es distinto.

Si Estudio Claudina Flores fuera un objeto, ¿qué sería y qué cualidades lo distinguirían?

Una particularidad esencial y por la cual se distingue nuestro trabajo es que para cada proyecto nace un concepto que tiene que ver con el origen, las circunstancias y el sueño de cada cliente. Utilizamos procesos de manufactura tradicional y artesanal como las de los oficios manuales de carpintería, herrería, junto con procesos de manufactura avanzada.

“Trabajamos con artesanos de distintas regiones bajo fundamentos de simplicidad, permanencia, honestidad y atemporalidad en cada proyecto”.

¿Cómo logras reflejar las raíces mexicanas en tu trabajo?

Cada proyecto promueve el consumo de materiales locales y tradicionales de México. Trabajamos con artesanos de distintas regiones bajo fundamentos de simplicidad, permanencia, honestidad y atemporalidad en cada proyecto. No regateamos, a diferencia de otros diseñadores. Valoramos su trabajo y protegemos su desarrollo económico pagando lo justo, comprándoles herramienta para que sus producciones sean más efectivas. Buscamos contribuir a que sus tradiciones perduren

¿Cuáles han sido los proyectos más importantes?

Definitivamente, el primer proyecto que dio inicio a esta aventura. Fue de arquitectura e interiorismo corporativo para la marca deportiva Atlética, en el año 2012. Ganamos premios en Madrid y en Milán por ese concepto. En realidad todos son importantes, es difícil señalar uno más que otro. Antes de fundar el estudio hice proyectos de hotelería con amigos y ahora la pasión está detrás del proyecto más reciente: un par de tiendas concepto de tequila, ubicadas en Los Cabos.

¿Cuál dirías que fueron las actividades clave para lograr estar en Design Week México?

En primer lugar: perseverancia y respeto hacia mi labor como diseñadora. Me gusta hacer las cosas bien. He sido muy afortunada al coincidir con los directivos de Design Week, que me han abierto las puertas de su espacio y me han hecho sentir como en casa.

¿Te asignaron el espacio o tú decidiste intervenir el spa?

Me asignaron el espacio y de manera libre el reto era diseñar un spa.

¿Qué es lo que se lograba buscar y reflejar en el espacio intervenido?

Nuestro spa siempre estuvo conceptualizado como un ritual donde el usuario se desconecte completamente del rush cotidiano. Un lugar donde pueda entrar en un estado de paz y tranquilidad mediante técnicas de meditación, aromaterapia, masajes relajantes y reiki. Cuidamos la iluminación, el olor, la ventilación y el color a partir de una distribución de mobiliario que representara un ciclo de espiritualidad puro.

“El diseño mexicano y el consumo local empieza por nosotros (…) es importante que aquellos arquitectos y diseñadores jóvenes entiendan cuál es su esencia. Eso les permitirá dejar de imitar la estética de otras regiones”.

¿Cuáles fueron las técnicas y materiales que se utilizaron?

Utilizamos técnicas artesanales para fabricar algunas de las piezas clave del lugar. La cama de masaje está hecha de piedra volcánica, conocida como basalto; la inigualable tina de cobre está trabajada por artesanos de Jalisco. En los textiles utilizamos fibra de lino y en la carpintería, madera sólida de Marupa Superior.

¿Cómo tiene que ser el papel de un diseñador o arquitecto mexicano hoy en día?

Como diseñadora y arquitecta, creo que nuestra labor tiene que ver con diseñar piezas y espacios que reflejen el valor de nuestra riqueza cultural y rescaten los oficios tradicionales a punto de perderse. Creo que el diseño mexicano y el consumo local empieza por nosotros. Somos líderes de opinión y por ende tenemos un fuerte compromiso con cada uno de nuestros clientes, de hacerles ver y reconocer que el talento nacional existe, que el diseño mexicano ha madurado y que hoy estamos al nivel de cualquier región europea. Es importante que aquellos arquitectos y diseñadores jóvenes entiendan cuál es su esencia. Eso les permitirá dejar de imitar la estética de otras regiones (que fácilmente se pueden encontrar en redes) y mejor empoderar la cultura propia.

Tu frase más inspiradora es:

“Todo es posible, sólo es cuestión de hacer que las cosas sucedan” y “Dreams don’t work, unless you do”.

¿Cuál es tu lugar favorito de México?

Tapalpa me fascina. Es un pueblo mágico ubicado en el corazón de la Sierra Madre Occidental, al sur de Jalisco. Podría vivir ahí.

¿Y tu color favorito?

No tengo un color favorito, lo mío es por temporadas. Este año definitivamente el azul es mi color preferido, con su buena gama de variantes.

Diseñador/arquitecto mexicano que te inspira:

Luis Barragán (arquitecto) y Clara Porset (diseñadora)

Un must en la Ciudad de Guadalajara:

Caminar por el Centro y salir de fiesta en la colonia Americana.

¿Cómo es tu día cotidiano?

Despertar, sacar a pasear a Fiona (mi labrador chocolate), llegar al estudio y preparar café. Entrar a la sala de juntas, hacer revisiones de proyectos o visita de obras. Por la tarde, supervisar piezas en el taller de carpintería y visitar a los artesanos que trabajan diariamente en varios de nuestros proyectos.

Texto y fotos: Passport Habitania, Av. Independencia #1843, Aguascalientes.

Publicaciones Recientes

Deja tu comentario